Conejo en salsa de avellanas y azafrán

A mi me encanta el conejo, sé que hay gente que no lo puede ni ver, pero para mi es una exquisitez. Prefiero mil veces un buen guiso de conejo que un entrecot.

Un conejo frito con ajos o con una salsita como esta, es lo mejor del mundo. Si encima añadimos que es bajo en grasa, pues ya no hay excusa para no incluirlo en nuestra dieta. Pero no os voy a engañar, este plato no es ni mucho menos light, porque es imposible resistirse a mojar pan en esta salsa.



Ingredientes



1 conejo troceado
1 cebolla
2 ajos
12 avellanas tostadas y peladas
10 hebras de azafrán
4 cucharadas de tomate natural triturado
1 vasito pequeño de vino blanco
laurel
2 cortadas de pan
aceite, sal


Cómo hacer Conejo en salsa de avellanas y azafrán


Pelamos y picamos los ajos y la cebolla. Reservamos.

Salpimentamos el conejo y lo sofreímos en aceite de oliva.

Añadimos la cebolla y los ajos en láminas.

Cuando la cebolla empiece a coger color, incorporamos el tomate.

Damos unas vueltas y vertemos el vino blanco. Cuando evapore el alcohol, echamos el agua hasta cubrir el conejo. En este momento, ponemos la hoja de laurel, el azafrán y la sal.

Dejamos la tapa medio destapada y cocemos durante 30 mn a fuego lento.

Mientras tanto, tostamos en una sartén las avellanas y el pan. Trituramos con un dedito de agua.

Incorporamos el triturado de avellanas a la olla y dejamos cocer 15 mn más. La salsa debe quedar espesita pero no demasiado.

También podemos añadirle en este momento una ramita de romero, al conejo le va muy bien.

¿Verdad que tiene buena pinta? Pues a probarlo, veréis qué rico.

Nos vemos el viernes, que toca #Reto.

Rosa.