Almojávena | almoixàvena de Xàtiva

 Almojávena, almoixàvena de Xàtiva #sinlacteos

Como todos los días 5 de cada mes, tenemos receta para #CookingTheChef, un reto muy interesante que esta temporada nos ha propuesto explorar la cocina española antígua. El mes pasado llegamos hasta la época romana (hice estas manzanas asadas con nueces y miel, en microondas) y este mes nos adentrarnos en la época musulmana.

El tema me encanta, ya que en nuestros días se conservan en España muchas recetas de orígen musulman: La mermelada, el arroz con leche, los buñuelos, los turrones y los mazapanes... Y otras tantas recetas saladas que perduran en la actualidad.

En Valencia hay un dulce típico de la ciudad de Xàtiva que tiene varios nombres: Almojávena, almoixàvena o monjávina. Esta ha sido mi receta elegida, le tenía muchas ganas desde que la probé en Ontinyent hace unos años en una quedada bloguera.

La almoixàvena es un dulce muy curioso que según la tradición se prepara el jueves de cuaresma. La masa base es la misma que la de los palos catalanes o eclairs, no lleva lácteos y va recubierta con abundante azúcar y canela. Se debe comer recién hecha o en el día porque pierde mucho al día siguiente.

Aquí debajo tenéis el vídeo con el paso a paso de la almoixàvena y os invito a pasaros por mi canal de Youtube donde podéis suscribiros completamente gratis para estar al día de todas las novedades.

 

 


Ingredientes para una bandeja mediana

 

90 ml de agua

40 ml de aceite de girasol

80 g de harina de trigo

2 huevos

azúcar abundante y canela

para espolvorear 


Cómo se hace

 
- Ponemos en un cazo el agua, el aceite y llevamos a ebullición. Echamos toda la harina de golpe y con una cuchara de madera vamos integrándola. Cuando ya tengamos la harina integrada, apagamos el fuego.
 
- Echamos el primer huevo y vamos removiendo hasta integrarlo. Incorporamos el segundo huevo y mezclamos hasta integrar.

- Encendemos el horno a 180º C.

- Forramos la bandeja con papel de horno y extendemos la masa encima, nos costará un poco porque la masa es algo pegajosa.

- Espolvoreamos por encima con abundante azúcar, sin miedo porque la masa no lleva nada y para que la almoixàvena esté buena debe llevar bastante azúcar que se caramelizará en el horno. Sobre el azúcar, espolvoreamos con canela.

- Horneamos durante 25 minutos.

Almojávena, almoixàvena de Xàtiva #sinlacteos

Almojávena, almoixàvena de Xàtiva #sinlacteos 

Estoy deseando ver las recetas de mis compañeros de reto porque me encanta la cocina árabe.
Hasta el domingo, cuidaros mucho.
Rosa. 

16 comentarios:

  1. Tienen que estar divinas recién hechas y calentitas..ayyy que vicio!!
    un besito

    ResponderEliminar
  2. Qué buenísima pinta. Me apunto a una bandeja grande con almojávenas recién hechas. Geniales.

    ResponderEliminar
  3. Una participación muy golosa y muy interesante. No conocía esta receta y tienes razón, hay tanta influencia árabe en nuestra gastronomía... Yo me he quedado con ganas de hacer más cosas. Mucha gracias!

    ResponderEliminar
  4. Hola Rosa. Es que en mi pueblo y en Xàtiva la hacemso y mira que es fácil y está deliciosa. La tengo en el blog desde hace mucho y no he cambiado las fotos, Es difícil de fotografiar porque se deshincha y con lo bonita que queda, nada más sacarla del horno, es una pena. Justo ayer, Mavi compartió una receta similar con otro nombre parecido y tradicional de la Vall.
    Me comería un buen trozo.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Bueno es todo un descubrimiento aunque el nombre si me suena, deben estar buenísimas. Las hare para probarla. Estupenda receta. Muchos besos Rosa.

    ResponderEliminar
  6. Muy interesante, no la conocía. Un trocito, con el café...me apetece mucho. Un saludo.

    ResponderEliminar
  7. Que interesante es ver tantas delicias Rosa, apenas leo que es la misma masa de ecclairs, o sea una prima de la masa choux dispuesta en bandeja, que rica debe ser (con canela y azúcar ya es otra receta); pero me encanta, la influencia de este período se ve y es un placer que al día de hoy esas recetas de tradición se conserven.
    besos

    ResponderEliminar
  8. Tienen que estar muy buenas, la verdad. Me encantaría probarlas. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Esta es una de las recetas que tengo en pendientes y no me acordaba. Lo probé una vez en casa de una amiga y me encantó.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
  10. Cuanto me alegra que hayas escogido este dulce tan rico como sencillo de cocinar. Como ontinyenti tengo que decirte que te ha quedado maravillosa. Por consejo de mi madre cuando la introduzco en el horno la temperatura la tengo al máximo. Una vez que la masa levanta ya bajo a 180°C. Dice ella que es para que levante lo máximo posible y así sea más vistosa. También mezclo el azúcar y la canela antes de espolvorear. Bueno Rosa mientras preparo la paellita voy a escaldar la harina jajajajajaj.Todos los domingos la monjávina está en la mesa.Un dulce propio de estos meses.
    Por cierto maravillosas las fotos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué buen consejo Rafa, la próxima vez subiré la temperatura del horno. La primera vez la probé en tu pueblo y estaba buenisima.
      Besos!

      Eliminar
  11. No los he probado y mira que los tengo cerca, menuda pintaza. BSS!

    ResponderEliminar
  12. Hola Rosa, no conocía esta receta, y me ha gustado mucho. Hay que ver todo lo que nos enseña la historia, y todo lo que viene de nuestros orígenes. Riquisima ☺️

    ResponderEliminar
  13. Me encanta esta receta de almoixàvena. Me animo a prepararla. Gracias.

    ResponderEliminar

La comida alimenta el cuerpo, el postre el alma y tus comentarios este blog. Si tienes algo que preguntarme, estaré encantada de responderte.
Rosa.